‘pintura, Naturaleza Y Quietud’ Ricardo Galán Urréjola

Esta muestra contará con un total de 25 obras realizadas con técnica al óleo sobre lienzo en distintos formatos.En los orígenes de la pintura de Urréjola hay dos grandes líneas de influencia: la de los maestros barrocos (Ribera, Rembrandt) y la de Fernando Zóbel, su ‘iniciador en el arte del despojamiento’. Hojear los catálogos gráficos de Urréjola es comprobar la dialéctica constante entre estos dos grandes impulsos: no ya el figurativo y el abstracto (que en su caso se pueden con-fundir en el umbral del expresionismo), sino la tentación de la materia y la tensión hacia la ingravidez. Y mediando entre ambas, la huella de Turner.Carlos Bousoño advirtió, en Épocas literarias y evolución (1981), la homología profunda entre momentos creativos particularmente ardientes y contradictorios como son el barroco, el romanticismo y las vanguardias históricas. A ellos habría que añadir, en la cadena temporal, este momento postmoderno que se inicia en torno a la revolución cultural del 68 y que supone la emergencia de un neobarroco, de un neodecadentismo y de una neovanguardia. Esta es la familia en la que se incardina un pintor como Ricardo Galán Urréjola.En él conviven extremos que singularizan su carácter: el gesto amplio y temperamental y la minuciosa atención al detalle; la expresividad turbulenta del color y el misticismo de la luz; la felicidad para la composición y la perspectiva y la tendencia a la disolución formal. Él es consciente de la dualidad que lo atraviesa: la necesidad de e-moción, movimiento, velocidad, y su reverso inmóvil, contemplativo.Fragmento extraído del artículo: PALIMPSESTOS(Meditación de Ricardo Galán Urréjola, pintor)De Ana Sofía Pérez-Bustamante

Array

Escribe tu opinión

Debes estar conectado para escribir una opinión.

¿Informar esto?

Enviar a un amigo

Enviar consulta

Reclamar Punto

¿Cuál es el proceso de reclamo?